Marcelo Ebrard Casaubon futuro secretario de Relaciones Exteriores, expresó que México podría seguir el ejemplo de Canadá y proceder a la legalización de la marihuana rápidamente, mencionando que, incluso, podría ser considerada como una opción a corto plazo para atacar el problema de la violencia generada por el narcotráfico.

Esto fue manifestado por el exjefe de gobierno durante la visita que él y otros miembros del equipo de trabajo de Andrés Manuel López Obrador realizaron a Ottawa, Canadá; para discutir diversos temas con funcionarios del gobierno de aquel país, encabezado por el primer ministro Justin Trudeau.

Ebrard se reunió con la ministra canadiense de Asuntos Exteriores, Chrystia Freeland. Tras la reunión, en la que también se trataron cuestiones como visas de trabajo, aranceles comerciales y derechos humanos; el próximo canciller declaró que existen dos modelos que podrían servir al gobierno de López Obrador para emprender esta iniciativa: el uruguayo y el canadiense.

En su opinión, no tiene caso tener una ley que prohíba la posesión y producción de cannabis, pues esta sustancia sigue circulando, lo cual muestra el fracaso de este tipo de legislaciones. También mencionó que la legalización podría dar un respiro al sistema penitenciario, pues actualmente hay 9 mil personas encarceladas por posesión.

Marcelo Ebrard no es el único miembro del gabinete entrante que se ha manifestado públicamente en favor de la legalización de ciertas sustancias; pues la exministra Olga Sánchez Cordero –futura secretaria de Gobernación- ha declarado que la legalización de la amapola permitiría a los campesinos romper con el control de los grupos criminales y dar salida a su producto.